Bienvenidos

Deseo que sigais mi Blog, gracias

04 mayo 2010

El retorno

Hola, nuevamente retomo mis vivencias.
Nos quedamos todavía en Alemania donde estuve tres años, la verdad que fueron tres años llenos de experiencia, muchas amistades, acostumbrarme a vivir sin la protección de mi familia y experimentar que la libertad en ocasiones es buena.
El último año de mi estancia en Lippstadt, me puse enferma con molestias estomacales y todo lo que tomaba me sentaba mal, me diagnosticaron “gastritis nerviosa” y la verdad me costó reponerme.
Mis padres alarmados quisieron que regresara a casa y aunque me costo bastante tomar la decisión opté por volver a Huesca.
Vine para Navidad y pasadas las fiestas decidieron que debía de ayudad a mi hermana mayor que tenia un niño pequeño y tendría a primeros de año una niña y así lo hice.
La verdad que para mí mis sobrinos fueron algo muy querido y especial, y era reciproco pues ellos me correspondían de la misma manera.
Mi hermana me veía triste por que echaba a faltar mi vida en Alemania, mi trabajo que me sentía realizada pues me gustaba y mis amistades. Me hizo escribir a la fábrica para ver si podía volver y a los pocos días tuve la contestación, me daban un mes y medio de tiempo para entrar en el puesto que había dejado.
Yo pensé con detenimiento en mis padres y viéndolos tan deteriorados no quise darles el disgusto de irme otra vez, y volví a Huesca.
Enseguida encontré trabajo, pero como siempre muchas horas y poca pasta, claro era mujer y estábamos en LA DICTADURA. Pero veo que la cosa tampoco ahora está igualada.
Al poco tiempo me llego una carta de Alemania en la que me decían que iban a abrir una filial de “Hella” en Madrid y si quería podía entrar a trabajar, pero el caso fue el mismo y me quede en casa.
Este fue el tiempo que más me costo, con mi pandilla quieras que no habían sido tres años de separación y me costó tomar otra vez las riendas de mi vida, pero estaba acostumbrada a capear con otros toros mas bravos y todo volvió a lo de siempre.
Se había puesto de moda ir por la ruta de los vinos y allí viene lo gracioso uno de mis amigos al que hace muchos años que no veo, era muy gracioso y como yo andaba con el estómago delicado a cada bar que entrábamos pedía "9 vinos y una leche" y se armaba la juerga y la verdad que éramos un montón de amigos-as muy divertidos.
Continuara………….

19 comentarios:

carlota dijo...

Jeje , está muy gracioso lo de los vinos y la leche .

Un beso Josefina

El Drac dijo...

Y esa etapa la has contado en unos minutos, pensar cómo se condensa toda una vida en tan breve lapso. En fin, fue grato leerte y andar contigo "departiendo" con tus amigos. Un abrazo

Danimenorca dijo...

hola josefina, en primer lugar quiero agradecerte que seas una seguidora de mi blog, yo suelo entrar alguna vez a leer tus vivencias y escritos, gracias por estar ahi.
La cuestion es hacer algo que nos divierta y entretenga.
un besazo guapisima.

Mercedes dijo...

Me gusta venir a compartir contigo tus recuerdos del pasado, creo que has tenido una vida muy interesante y con muchos problemas por el camino que has resuelto con buen talante.
No tuvo que ser fácil estar tan lejos y enferma, y tener que dejar la vida a la que te habías acostumbrado.
Un abrazo, amiga.

Jose dijo...

Josefina que jolgorio se formaría con los vasitos de leche ,pero que fuese blanca la leche.

Esos tiempos son un bello recuerdo pues no existía nadamas que verdaderas ganas de pasarlo bien

Katy dijo...

Hola Josefina, siempre somos las mujeres las que tenemos que renunciar por el bien de la familia. Así ha sido siempre. Siempre miramos más por la familia que por nosotroas. Me imagino que tomando leche no te emborracharías demasiado :)
Besos

victorysilcana dijo...

Josefina, tuvo que ser difícil el querer y no poder.
Un abrazo

El ave peregrina dijo...

Bella vivencia Josefina, lo más delicado... tu estómago, claro que era normal la preocupación de tus padres en la lejanía...

Un abrazo y gracias por llevar la poesía a tu blog.

Un beso.

TORO SALVAJE dijo...

Disfruto mucho con tus vivencias.
Me parecen muy interesantes.

Besos.

auroraines dijo...

Sigo tu historia, que lindo el amor de familia que te cuida y se preocupa, tu decisión de estar junto a ellos.
Un abrazo

d. dijo...

Josefina:
Será un placer pasarme por aquí y leerte con frecuencia. Leí el poema de mi amigo Pepe Hierro que publicaste hace unos días. Buena elección. Si tienes oportunidad de descubrirlo en profundidad recibirás grandes satisfacciones personales a través de su poesía. Me quedé gratamente sorprendido con la foto que tienes publicada del Río Cuervo. Cuando yo estuve hace unos cuantos meses no había apenas agua y no es lo mismo. Te pondré un enlace de tu blog en !La polla en verso! para que más gente te pueda seguir. Haz tú lo mismo, si así lo crees conveniente.
Un abrazo fuerte.
Seguiré leyéndote.
d.b
www.lapollaenverso.blogspot.com

Luisa dijo...

Fue una pena que tuvieras que renunciar a seguir trabajando. Siempre somos las mujeres las más perjudicadas en cuestiones laborales. Aunque si tu salud se veía perjudicada, hiciste bien. Y es verdad que aún hoy en día no se nos paga igual que a los hombres realizando el mismo trabajo. A ver si de una vez por todas se soluciona esta cuestión, que ya va siendo hora.

Un beso Josefina.

Lectores Inquietos dijo...

Josefina gracias por contarnos tus vivencias lo de los 9 vinos y la leche me resulto muy gracioso y otra cosa lo que dice nuestra compañera Luisa haver cuando los sueldos de las mujeres son iguales que los de los hombres igualdad ante todo yo soy un hombre pero pienso asi las mujeres son la luz del medio dia la razon de que este mundo tenga vida.Un saludo...

Glo dijo...

quien sabe, si ahora serías una consorte alemana¡¡¡¡

Balovega dijo...

Hola amiga

Paso rapidito para agradecer tus palabras de cariño y amistad en casa, de momento todo esta en marcha..

Besitos de buenas noches.

Abuela Ciber dijo...

Recuerdo con distintos matices de añoranzas!!!

Lo de los amigos con leche y vino está buenisimo!!!

Cariños

Nikkita dijo...

Qué pena que no pudieras volver, Josefina, pero son decisiones que se toman, y no vale de nada despues arrepentirse.
Me ha hecho mucha gracia lo de "9 vinos y una leche" :)).
Besos.

Mos dijo...

Tu aventura alemana da para mucho, Josefina. Lo importante es que tomaste decisiones que te hicieron madurar y que los demás valoraron. me refiero a tu familia. Las mujeres siempre habéis sido peor remuneradas con igual trabajo o mayor. Eso tiene que cambiar.
Lo de los vinos y la leche tiene su gracia.
Lo importante es que aquí estás, con tus años, tu historia, rodeada de gente que te quiere y sorprendiéndonos con tus inquietudes y tu sencillez.
Un abrazo de Mos desde su orilla.

Xiomara Beatriz dijo...

Eres una buena chica amorosa y leal con todos …se nota tu dulzura … además de divertida… un abrazo con cariño …besos